Search
domingo 17 diciembre 2017
  • :
  • :

El Carabobeño tiene papel hasta abril

El Carabobeño tiene los créditos suspendidos por parte de sus proveedores.

La cercanía del mes de abril motiva la toma de decisiones drásticas. En esa época se acaba la existencia del papel para la impresión de El Carabobeño, lo que obliga disminuir a dos cuerpos, de 16 páginas cada uno, las ediciones que circularán a partir de este jueves y hasta que el Gobierno nacional liquide las divisas, siempre que sea pronto.

Las alternativas merman. El Carabobeño tiene los créditos suspendidos por parte de sus proveedores. La razón: no se han cancelado las facturas pendientes desde septiembre y octubre del 2013 por falta de la Autorización de Liquidación de Divisas (ALD) para pagar los embarques que llegaron en junio, julio y agosto.

El proceso, que inició en abril del año pasado, aún no ha culminado. El retraso no es imputable a El Carabobeño. La autorización para importar que emitió Cadivi venció el 2 de noviembre y el paso siguiente que debió dar la comisión, la autorización para liquidar esas divisas, no se ha concretado y por ende no se han honrado los compromisos con nuestros proveedores.

Con los créditos suspendidos para la importación, es imposible iniciar un nuevo proceso para la compra de papel periódico. Pero, si las divisas fueran liquidadas este mes de enero, las gestiones para la llegada de un nuevo embarque se extenderían más allá de los límites permitidos por nuestros inventarios.

Esta es la razón fundamental por la que, a partir de este jueves, sólo podremos ofrecer a nuestros lectores una edición con dos cuerpos de 16 páginas. Por los momentos sólo habrá este recorte, que implica sacrificar algunos contenidos en detrimento de nuestros lectores.

SIP: Golpe fatal para prensa venezolana quedarse sin papel

El retraso del Gobierno venezolano en la aprobación de divisas para importar papel periódico puede significar un golpe fatal para la prensa independiente y crítica del país sudamericano, alertó este martes la Sociedad Interamericana de Prensa (SIP).

Si el Gobierno venezolano no cambia su postura de no ceder a la prensa escrita la posibilidad de adquirir divisas para comprar insumo básico, esto será un golpe fatal para la prensa venezolana y terminará con cualquier voz crítica con el Gobierno, dijo Claudio Paolillo, presidente de la SIP.

Se trata, subrayó Paolillo, de un sistema de censura indirecto que podría desembocar en una situación de catástrofe para la prensa escrita venezolana, reseñó la agencia EFE.

La semana pasada editores venezolanos advirtieron de que en breve tiempo los periódicos del país podrían quedarse sin papel debido a las dilaciones oficiales en la aprobación de divisas para importar este bien básico. “En Venezuela, el Gobierno se ha comido ya la televisión y ahora va a por la prensa escrita, que es el último medio que queda independiente o crítico”, denunció Paolillo, director del semanario uruguayo Búsqueda.

El periodista uruguayo destacó que el artículo 13 de la Convención Americana sobre Derechos Humanos establece claramente que el papel para https://dvakotla.com.ua/ diarios es un insumo fundamental para el ejercicio de la libertad de expresión. Subrayó que no se puede restringir el derecho de expresión por vía o medios indirectos tales como el abuso del control oficial del papel para periódico.

Según indicó recientemente Miguel Henrique Otero, presidente y editor de El Nacional, el problema se ha recrudecido y dejado a algunos periódicos con inventarios de papel para apenas un mes o tres semanas más. “A partir de mayo del año pasado se paralizó el otorgamientos de divisas. Hemos logrado subsistir con el stock (depósitos) que teníamos. Es una situación crítica, hemos tenido que recortar suplementos y paginación. Y esto está ocurriendo en todos los periódicos del país”. (CG) 

Fuente: El Carabobeño